Pasar al contenido principal

El asteroide Apofis amenazará la Tierra en 2036. ¿Nueva fecha para el fin del mundo?

Estimados amigos de Barinas. Parece que el nuevo año nos trae algunas noticias inquitantes. Hace tres días se publicó por este medio un artículo acerca de un asteroide que pasará muy cerca de la Tierra en febrero de este año. Sin embargo, los científicos aseguran que nada peligroso pasará en esas fechas. Lamentablemente, ése no es laúnica roca que anda errando en el espacio. En abril de 2012, la Academia Rusa de Ciencias emitió un informe en el que sugiere enviar cuanto antes un satélite equipado con una radiobaliza hasta el asteroide 99942 Apofis, considerado el más peligroso para la Tierra y cuya órbita le llevará a pasar muy cerca de nuestro planeta en los años 2029, 2036 y 2068.

El objetivo de la misión no es otro que el de averiguar, sin lugar a dudas y de una vez por todas, el grado real de amenaza que esta roca espacial de casi 300 metros de diámetro supone para nosotros. La Academia declaró que desde el punto de vista técnico, la misión podría estar lista para su despliegue en el año 2015.

Apofis, descubierto en 2004, llevará a cabo su primer acercamiento peligroso por la Tierra el próximo 13 de abril de 2029, a una distancia de solo 29.450 km, lo que supone una inquitante proximidad para esta clase de objetos. A pesar de ello, esta primera visita será inofensiva y el riesgo de impacto para ese año, aunque existe, sería despreciable.

El problema viene después. De hecho, los astrónomos saben que, debido precisamente a a su cercanía en esas fechas, la trayectoria del asteroide se verá afectada por la fuerza de la gravedad terrestre. Lo cual podría llevar a un impacto durante alguna de las dos siguientes visitas. La cuestión es que, a falta de datos precisos, no resulta posible realizar estimaciones acertadas. En otras palabras, seguimos sin saber cómo es realmente de peligroso este asteroide.

Con un tamaño que multiplica por tres al de un campo de fútbol, Apofis es, con todo, un asteroide de pequeño tamaño, especialmente si se compara a cuerpos como Ceres, que tiene casi mil km. de diámetro.

A pesar de ello, un impacto directo contra la Tierra sería capaz de provocar daños muy graves, especialmente si se produjera en zonas muy pobladas. Baste decir que la energía liberada sería equivalente a la de varias decenas de miles de bombas atómicas. Si el impacto ocurriera en el mar se produciría un tsunami gigantesco y la muerte de la mayoria de las especies marinas del oceáno donde caiga.

El paso de este cuerpo ha tenido atentos a los astrónomos de todo el mundo, ya que supone una de las principales amenazas para el planeta en el futuro. Este asteroide pasó cerca de la Tierra el pasado fin de semana, cuando se acercó a 14 millones de kilómetros. Con cada visita, la trayectoria del cuerpo se pertuba por el campo gravitacional de la Tierra, por lo que en agunos años se aproximará peligrosamente.

Según los estudios, Apofis 'rozará' la Tierra en 2029 y podría acabar colisionando con el planeta en 2036. Según ha explicado la Agencia Espacial Europea, este cuerpo, apodado por los medios de comunicación como 'el asteroide del fin del mundo', es objeto de estudio de cara a una posible desviación de su ruta, con el fin de evitar un posible choque con la Tierra. En un principio, se creyó que el suceso tendría lugar en abril de 2029, pero datos adicionales lo descartaron.

Los expertos determinaron que ese año el asteroide pasará a solo 36.000 kilómetros de la superficie terrestre, más cerca incluso que las órbitas de los satélites geoestacionarios, pero no chocará. Estas investigaciones sí advirtieron de que Apofis rondará el planeta, de nuevo, en 2036 y ya lo suficientemente cerca como para que el futuro del cuerpo sea "incierto".

Durante un coloquio sobre Defensa y el sector aeroespacial el astronauta señaló que tanto la Unión Europea como Estados Unidos están evaluando los procedimientos a adoptar para afrontar esta situación e indicó que el coste de una misión para desviarlo rondaría los 1.000 millones de euros.

En ese sentido, afirmó que la Agencia Espacial Europea (ESA) está evaluando la posibilidad de desplegar una misión centrada en el lanzamiento de dos satélites, uno para alejar el asteroide, bautizado como 'Don Quijote', y otro para dar cobertura en órbita, denominado 'Sancho'. Duque dijo que está misión está en proceso de análisis y que su objetivo pasaría además por poder detectar asteroides que pudieran aproximarse a la Tierra. Además, subrayó que se trata de una operación de prioridad para la ESA.

Alrededor del asteroide se han desatado numerosas teorías apocalípticas aunque los astrónomos, y especialmente la NASA, han preferido restar importancia a una posible colisión de consecuencias catastróficas para la vida en el planeta, y calculan que solo hay una posibilidad de que suceda entre 250.000.

Lejos de bajar los brazos son ya numerosas las soluciones que se dan para desviar la gran roca espacial y la agencia espacial norteamericana tampoco está dispuesta a dejar que el futuro de la humanidad se decida por una cuestión de suerte: "Si es necesario elaboraremos un programa y la maquinaria necesaria para cambiar su órbita, reduciendo las probabilidades a cero". La más sencilla sería la de estrellar una nave cargada de bombas nucleares contra el asteroide, aunque se desconoce las consecuencias que podrían conllevar su fractura. Lo más seguro, apuntan los científicos, consistiría en variar su rumbo con un impacto de alta velocidad, que lo desviara pero no lo destruyera. Y si nada funciona siempre quedará la cinematográfica idea aprovechada por Hollywood de enviar una misión cuasi suicida que, emulando a Bruce Willis, se posase sobre él y realizase los trabajos pertinentes para redirigirlo lo más lejos posible. En cualquier caso, será la tecnología la que decida si algunas, todas o ninguna de estas soluciones se pueden llevar o no a cabo.

Apofis parece, por el momento, ser el único problema espacial del que preocuparse. De acuerdo con los estudios de la NASA, ahora mismo es el único asteroide entre 1.000 de grandes proporciones estudiados que podría impactar contra el planeta. Eso sí, ya se habla de que de conseguir esquivarlo en 2036 no tardará en volver a pasar por aquí. Lo hará en varias ocasiones y hay quien dice que en 2068 puede que llegue a estar aún más cerca. La pregunta que surge es: ¿será el encuentro entre la Tierra y Apophis una cita ineludible? Esperemos que no.

Compilado por el equipo de Barinas.net.ve
El Hogar Virtual de la Familia de Barinas. 

Referencias

Texto

http://www.abc.es/20091230/ciencia-tecnologia-espacio-sistema-solar/rusia-elabora-plan-para-200912301722.html

http://www.abc.es/20100504/ciencia-tecnologia-espacio-sistema-solar/asteroide-potencialmente-peligroso-pasara-201005041226.html

http://www.abc.es/20120410/ciencia/abci-asteroide-apophis-peligroso-201204101117.html

http://www.abc.es/ciencia/20130109/abci-apofis-fotografia-201301092227.html

http://www.abc.es/20110212/ciencia/abci-mundo-201102121120.html

Imagen

http://www.abc.es/20100629/ciencia/bombas-nucleares-solucion-para-201006291758.html

Añadir nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.