Pasar al contenido principal

Naturaleza Extrema: El misterio de los ‘anillos de hadas’ de Namibia

Querida familia de Barinas: En nuestra serie Naturaleza Extrema compartimos contigo uno de los misterios más fascinantes de la naturaleza: los ‘anillos de hadas’ del desierto de Namibia, uno de los más calurosos del mundo. Por décadas los científicos han intentado explicar qué son estas extrañas formaciones que simulan lunares sobre la tierra, cientos de teorías han surgido, pero ninguna es 100% comprobable por lo que los ‘anillos de hadas’ siguen siendo un misterio.

La República de Namibia se encuentra al sudoeste de África, limitando al norte con Angola, al noreste con Zambia, al oeste con el océano Atlántico, al este con Botsuana y al sudeste y al sur con Sudáfrica. Es famosa por su desierto, considerado el más viejo del mundo y se tiene constancia de que ya existía durante la Era Terciaria, hace 65 millones de años, época en que se extinguieron los dinosaurios. Tiene una longitud de unos 2.000 km, una anchura que varía entre 80 y 200 km y una extensión cercana a los 81.000 km². Su temperatura promedio es de 50°. La Unesco lo declaró Patrimonio de la Humanidad en 2013. Pero no sólo su antigüedad es de admirar, es aún más famoso por sus inexplicables formaciones conocidas como ‘anillos de hadas’.

 

Los ‘anillos de hadas’ son una especie de ‘calvas’ que aparecen en la tierra. Se trata de decenas de miles de extrañas ‘calvas’ circulares, de entre 2 y 12 metros de diámetro, que motean las polvorientas praderas africanas del desierto de Namibia, justo entre Angola y Suráfrica. En el interior de esos círculos la hierba no crece, pero muchos de ellos están rodeados por un anillo de vegetación más alta que la de alrededor, una especie de corona verde que marca claramente el perímetro de la zona seca. Los habitantes de la región los llaman ‘las huellas de los dioses’. Los científicos que han intentado dar alguna explicación a estas curiosas formaciones, han vuelto con las manos vacías. Fenómenos similares se conocen en bosques y praderas de casi todo el mundo, pero se producen sólo ocasionalmente y se sabe que muchos de ellos están producidos por la acción de varias clases de hongos, que afectan de esa extraña forma al crecimiento de la vegetación. Pero lo que sucede en el desierto de Namibia es, o parece ser, algo completamente diferente. Los círculos se cuentan por decenas de miles y las explicaciones que han servido en otros lugares no han conseguido aquí romper la barrera de misterio que los rodea.

 

¿Qué dicen los científicos?

En junio de 2012 se publicó en PLoS ONE un nuevo estudio acerca de estos anillos. El estudio, realizado por científicos de la Universidad de Florida, no dio respuesta al misterio pero sí logró esclarecer que los círculos siguen una especie de ciclo vital que los hace aparecer y desaparecer con una cierta regularidad. Los períodos de vida de los círculos oscilan entre 24 y 75 años. Al principio, el investigador que realizó el estudio, Walter Tschinkel, pensó que las termitas estaban detrás del misterio, pero al excavar en muchos de ellos no encontró ni rastro de estos insectos.

 

En contrapartida a este primer estudio, en abril de 2013, la revista Science publicó otro estudio sobre el misterio confirmando que sí se trata de las termitas. El estudio fue llevado a cabo por Norbert Juergens, un científico alemán de la Universidad de Hamburgo, quien afirma que estos insectos retiran la vegetación del interior del círculo, lo que evita la transpiración de la escasa agua subterránea y, así, la pueden aprovechar. Para poder afirmarlo, se basó en que las termitas son los únicos organismos que aparecen de forma constante en las primeras etapas de formación de los círculos. Dentro de ellos, las termitas se alimentan de las raíces y cuando matan todo el pasto del interior, el agua de lluvia queda almacenada en las profundidades del suelo arenoso, lo que permite la formación de anillos de vegetación perenne alrededor. Sin embargo, el nuevo estudio no acaba de convencer a toda la comunidad científica. Estos son los 3 razonamientos opuestos:

  1. El investigador de 2012, Walter Tschinkel, señala que es muy difícil demostrar que las termitas están atacando vegetación viva, cosa que el alemán no ha hecho en su estudio. Lo acusa de confundir la correlación –incluso aunque ésta sea muy fuerte (termitas-círculos)– con la causalidad.
  2. Otra investigadora del Consejo de Investigación Agrícola de Pretoria (Sudáfrica), sugiere que los resultados publicados son consistentes con lo que saben los científicos sobre la especie, pero se necesitan más pruebas para poder afirmar que la actividad de ‘forrajeo’ de las termitas pueda dar lugar a la formación de un círculo perfecto de suelo desnudo.
  3. Michael Cramer, un ecofisiólogo de la Universidad de Ciudad del Cabo (Sudáfrica), considera directamente que los círculos de hadas “poco o nada tienen que ver con las termitas”. Actualmente, su estudio está en revisión y plantea que estas superficies circulares son el producto de patrones naturales de la vegetación como consecuencia de la competencia por los escasos recursos, después de todo se trata de uno de los lugares más extremos del planeta.

 

El estudio más reciente

El Dr. Stephan Getzin, científico del Centro Helmholtz para Investigación Medioambiental de Leipzig, Alemania, constituyó un equipo de expertos israelíes en zonas desérticas y han presentado algunos resultados. Usando fotografía aérea, pudieron estudiar los patrones espaciales de los ‘anillos de hadas’. La consistencia y la amplitud de su distribución les trajeron a la mente otros paisajes cuya vegetación, desde la distancia, también se asemejan a un cuaderno de dibujo de un diseñador textil. Getzin plantea como hipótesis que los ‘anillos de hadas’ de Namibia se forman a través de un fenómeno similar al de otros lugares del planeta: la auto-organización. Básicamente, en los climas áridos, donde el agua es escasa y donde los nutrientes del suelo son escasos, las plantas enfrentan una mayor competencia por los recursos. Como resultado de ello, se ‘organizan’ a sí mismas a una distancia para maximizar los recursos disponibles limitados, finamente formando patrones muy bien ordenados en el paisaje. Sin duda, es una posibilidad, pero no hay evidencia contundente que ratifique estos estudios que aún se llevan a cabo. Lo cierto es que al final de cuentas nadie ha sido capaz de explicar qué son exactamente los ‘anillos de hadas’ del desierto de Namibia, parece que la caprichosa naturaleza se niega a que uno de sus secretos más extremos sea finalmente revelado. ¡Saludos!

____________________________

Fuentes informativas

Sitios Web

Portal Web del estado Mérida

http://cnnespanol.cnn.com/2014/06/15/anillos-de-hadas-de-namibia-el-misterio-mas-grande-de-la-naturaleza/

http://www.medciencia.com/misterios-de-la-naturaleza-los-anillos-de-hadas-del-desierto-de-namibia/

http://www.abc.es/20120628/ciencia/abci-misterio-circulos-namibia-201206281322.html

Imágenes

http://www.abc.es/20120628/ciencia/abci-misterio-circulos-namibia-201206281322.html

http://www.medciencia.com/misterios-de-la-naturaleza-los-anillos-de-hadas-del-desierto-de-namibia/

http://es.sott.net/article/20661-Misterios-de-la-naturaleza-Los-anillos-de-hadas-del-desierto-de-Namibia

http://www.abc.es/ciencia/20140521/abci-quien-creado-misteriosos-circulos-201405211345.html

http://hilodirecto.com.mx/resuelven-misterio-de-anillos-de-hadas/

Compilado por el equipo de Barinas.net.ve
El hogar virtual de la familia de Barinas


Añadir nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.