Iniciar sesión
 Usuario
  
 Contraseña
  
  Recordar mis datos
 
 

Encontrar aquí


Menú

  • Principal
  • Iniciar sesión
  • Translate to English

Servicios

Barinas



Infopedia Barinas
Historia, Turismo y todo lo que buscas está en la Infopedia Barinas


Entretenimiento

Actualidad

Galería

Productos

Varios


Foto Clasificados
Información para tus anuncios  
Foto Clasificados

Más artículos


Acceso rápido

Fotografías, Galerías y Postales

Lo último del Foro



Compra y vende


Chat

Chatea, conoce gente y disfruta en Barinas




> Artículos y noticias


¿HACIA DÓNDE VAMOS CON TANTO AVANCE EN CIENCIA Y TECNOLOGÍA?





"El orgullo divide a los hombres, la humildad los une." — Sócrates La falta de humildad, creo, es la causa principal que el mundo esté dividido con indeseables líneas fronterizas. En las sagradas escrituras observamos una clara evidencia cuando el hombre con su prepotente orgullo, aspiró conquistar las alturas del empíreo divino mediante la construcción de la torre de babel, lo que originó la división de una sola nación mediante lenguas disímiles en lo que se conoce como la raíz de la diversificación de culturas y pueblos.

Cavilaciones extraídas de mi porsiacaso ¿HACIA DÓNDE VAMOS CON TANTO AVANCE EN CIENCIA Y TECNOLOGÍA? -Hermes Varillas Labrador Hoy vemos con otro tipo de orgullo cómo el hombre superó con creces esa pionera aventura, tanto así que el avance en cuanto a ciencia y tecnología nos puede llevar irremediablemente de vuelta a la época de las cavernas, en caso de no tener la suficiente humildad para el uso racional y apropiado de esas tecnologías. Estamos a las puertas de una nueva división mucho más trágica, si el sentido común no prevalece por encima de tanta ambición de potencias que no conocen límites en sus carreras por el dominio del orbe y el espacio sideral. Los otrora constructores de la babel de ayer son los mismos que ahora hacen uso irracional de los recursos de las naciones pobres, aprovechando su condición para saquearles y avasallarles, sin importarles el daño que ocasionan al ambiente, a la flora, a la fauna. ¿Y decimos que nos sentimos muy orgullosos por el nivel de desarrollo y progreso que hemos alcanzado? Por favor, eso hay que reflexionarlo muy bien a la luz de un verdadero análisis crítico de la situación en que vive nuestra morada terrestre. ¿Acaso no son suficientes, las advertencias que nos hace con el fenómeno del calentamiento global y el agujero de la capa de ozono en la Antártida de una dimensión equivalente a tres veces el territorio de EE. UU., o sus reducciones anormales en lugares como Sudamérica, e incluso en Europa u Oceanía? ¿Se puede hablar de orgullo y a su vez asumir una actitud de verdadera humildad?. Los otrora constructores de la torre de babel no aprendieron la lección de humildad dada en el arca de Noe acerca de salvarse todos en unión en un mismo bote construido por aficionados y por lo visto sus sucesores tampoco. Hoy día podemos citar como ejemplo las maravillas construidas por profesionales y con tecnología de punta, llámese: Hindemburg Titanic, Columbia, Challenger,... Disculpen tanto escepticismo... Como que me les vengo pareciendo un tanto a Schopenhauer, o… a Mafalda, tal vez?... No es que esté negando de plano el avance de la humanidad, pero ese avance debe orientarse bajo premisas de armonía y respeto para con la madre naturaleza, con igualdad de oportunidades para los más pobres, con ética y moral y con reciprocidad entre todos los pueblos y naciones, que a fin de cuentas habitamos la misma casa: La Tierra. Definitivamente tiene mucha claridad meridiana y vigencia la máxima socrática que sirve como preámbulo a este humilde aporte dedicado a ustedes, respetables lectores de esta sección de opinión. La tarea no para mañana, para hoy mismo: Comenzar a crear conciencia en colectivo sobre los peligros en ciernes, de no tomar en cuenta a tiempo tantas advertencias acerca del cuidado y respeto a la madre Tierra. Finalizo parafraseando algo que escribió para la posteridad el trágicamente asesinado mexicano Luís Donaldo Colosio, a manera de reflexión: La tierra no nos fue heredada por nuestros padres, nos fue dada en calidad de préstamo, tenemos una inmensa responsabilidad de prever que les vamos a devolver a nuestros hijos y nietos. Educador y comunicador social

Puntuación: 3.7/5 (3 votos)






Información del usuari@:

Varillas Labrador, Hermes Antonio

Publicaciones: 119

Más información aquí

Lecturas: 4770 Publicado por potosino2006 el 2008-02-24 04:05:17 Comentario(s): ( 0 )


Comentarios

¡Sea el y/o la primer@ en publicar una opinión y/o comentario!

Comentario

Deberá iniciar sesión para enviar un comentario en esta publicación.